Lo que siempre pasa en las mudanzas, queramos o no<< volver
CreacomMartes, 16 de Septiembre de 2014

mudanzas traslado chapuzas mudanzas mudanzas piratas

Ha llegado el gran día y ya por fin estás en tu nueva casa. Llevabas planeándolo mucho tiempo por lo que no te puedes creer que haya acabado todo prácticamente sin darte cuenta. La mudanza ha ido perfecta ¡y sin complicación alguna! Ahora con total tranquilidad te terminas de acomodar en ese nuevo hogar que será tu casa, o mejor aún, ¡dejas ya de soñar! Es el momento de despertar de ese bonito sueño para acabar de empaquetar los trastos de la cocina intentando que esta vez no se te rompa la vajilla buena.

 

Y ES QUE, ¿QUÉ TIENEN LAS MUDANZAS QUE A TODOS ALTERAN?

¿POR QUÉ UN TRASLADO NO PUEDE SER FÁCIL Y RÁPIDO?

 

Muy sencillo, falta de coordinación y sobre todo que confiamos muchas veces nuestras más valiosas posesiones a personas no cualificadas, que NO nos garantizan la seguridad y la confianza de los profesionales. Y todo por ahorrarnos cuatro perras que al final acabamos pagando con creces. Te contamos a continuación los típicos inconvenientes y problemas que siempre surgen en una mudanza para intentar que no te ocurra lo mismo. Si quieres las mejores garantías de éxito nunca olvides el consejo de tu madre, “lo barato sale caro“, y a veces muy caro, como les ocurre a algunos de nuestros desafortunados protagonistas.

 

gato listo para mudarse

 

 

Y PASARON LAS TRES Y LAS CUATRO...

 

Es muy común, por no decir la norma, que si contactas con alguna “empresa” o “algún profesional” de dudosa reputación, la hora de reunión de ellos y la tuya difieran un poco. Y tú, que llevas unos días infernales colocando y ordenando todo lo más rápido posible para que esté a tiempo cuando venga el del traslado, te das cuenta de que igual no debiste empaquetar con tanta velocidad o planearte la llegada a tu nueva casa tan pronto, porque es posible que, con suerte, esperes unas horas y, como norma, pases otra noche más en esa casa llena de cajas, en la que hacer la cena se va a convertir en toda una odisea para ti, más que nada porque todo está empaquetado y listo para llevar. Recuerda en estos casos que siempre puedes tirar de bocata rápido. 

 

 

mudanzas a lo grande?

 

 

HAY ALGUIEN AHÍ...?

 

Este es el caso de Ari: la muy desafortunada se quedó tirada con todas las cajas durante más de 8 horas y cuando intentaba comunicarse con la eficiente empresa de mudanzas, allí nadie respondía al teléfono. A lo que nuestra aguerrida protagonista contraatacó llamando desde otro teléfono distinto, y la empresa, suponiendo que era otro pobre incauto al que timar, respondió inmediatamente y no le quedó otra que explicarle a Ari, mediante excusas baratas y carentes de fundamento, que no tenían tanto personal, y la marearon dándole otro número, seguramente inexistente, al que ir a quejarse. Por supuesto, ni una escueta disculpa ni una justa indemnización le ofrecieron a nuestra protagonista para contentarla. Como vemos, el respeto y el compromiso con los clientes no son los valores más a gala que lleva esta “empresa”. Y, cómo no, completamos este relato dándole a esta empresa otro útil refrán de nuestras madres: “Ay Manolete, si no sabes torear para qué te metes”.

 

desesperación en las mudanzas

 

EL CURIOSO CASO DEL PRESUPUESTO CRECIENTE

 

Son tan comunes las malas mudanzas que aquí tenemos unas cuantas experiencias para contar. Por ejemplo, que la empresa de transportes con la que previamente has acordado un presupuesto o te ha enviado sus económicas tarifas por internet, una vez que llega a por la mercancía te reajusta el precio, obviamente muy al alza, o te acorta el itinerario a seguir, de manera que no son tan económicos como pensabas y que es posible que tengas que llevar en el último tramo los muebles a hombros.

 

Resulta muy común que estas empresas jueguen con precios muy competitivos para poder captar clientes, pero luego se sacan de la manga algún gasto extra o al final quien carga los muebles, los desmonta y se encarga de asegurar la mercancía eres tú, si no quieres pagar el plus. Además, no te ofrecen ningún tipo de garantía ni se responsabilizan de tus pertenencias. Estas empresas suelen subcontratar a piratas que al final resulta que ni saben realizar la mudanza, ni se hacen cargo de posibles complicaciones. Es entonces cuando te das cuenta de que confiar en estas empresas tan baratas es dejar todas tus cosas y, en definitiva, toda tu vida en manos poco fiables que, además, acabarán cobrándote el triple de lo que habías acordado.

 

mudanzas en la ciudad

 

UN TRASLADO MUY MOVIDO

 

Que recojas todas las pertenecías a tiempo y sin excesivo agobio, que el trasportista venga a la hora, que acepte mover las mercancías, y no cobrarte un extra, y que quepa todo en el camión es todo un logro para una “empresa” de las que comentamos. Pero que todo llegue a la nueva casa en perfecto estado y sin el más mínimo rasguño es un milagro que, como tal, ya te decimos que no ha ocurrido todavía.

 

Un problema muy común es que, a pesar de tu delicadeza y esfuerzo, todos tus muebles no lleguen a conocer su nueva casa, ya que algunos mueran por el camino. Es así y tendrás suerte si el objeto que se rompe no es de los imprescindibles. Es el caso de una de las víctimas de este tipo de chapuzas a domicilio que además de ver cómo le rompían la televisión, los platos o que las piezas de su frigorífico habían ido desaparecido por el camino, tuvo que hacer frente también a una reparación de 1.000 euros del suelo de su casa nueva por los desperfectos ocasionados por los transportistas en el traslado de las mercancías. Por supuesto, todo esto sin unas simples disculpas y mucho menos una justa indemnización.

 

Si añadimos los nervios y el agobio que supone una mudanza, hace que muchos la conciban como horrible y un trago difícil de pasar. Un consejo para futuras mudanzas es que contactes con profesionales que te ahorrarán calentamientos de cabeza, mucho trabajo y te facilitarán las cosas. Y, en caso de que se produzca algún problema, tendrás la tranquilidad de que se responsabilizarán de todo, para que tú no tengas que preocuparte más que de lo que realmente importa.

 

evitar decepción en las mudanzas

 

EL HONRADO TRANSPORTISTA QUE NUNCA LLEGÓ

 

En este caso, érase un transportista muy honrado que ayudaba a inmigrantes suramericanos a instalarse en España con todas las comodidades y garantías de seguridad. Tan en serio se tomaba su trabajo que las mercancías pasaban un férreo control de seguridad en las aduanas, tan férreo que nunca salían de allí. Nuestro honrado transportista llegó así a estafar a más de 33 personas que, muy hábilmente, captaba a través de internet o personalmente, cuando acudía a los consulados de Colombia o Ecuador para ofrecer sus servicios a quienes ingenuamente confiaban en semejante elemento. Y es que él, se aseguraba primero de cobrar su “buena gestión”, aunque luego no fuera capaz de hacer frente a las elevadas tasas aduaneras. Seguramente nuestro buen hombre pensó que las camas y los armarios desfilarían por su riesgo y cuenta a través del control de metales y llegarían sin problema a su destino. Menudo sofoco ver que nuestras pertenencias se quedan atrapadas en los depósitos de las autoridades aduaneras de nuestro país y nuestro transportista se lleva una propina de 35.000 euros por su buena gestión. 

En casos como este, donde además se trata de una mudanza internacional, se hace todavía más imprescindible que nos demos cuenta de la importancia que tiene elegir bien a quien vamos a entregar nuestras posesiones. Una empresa seria nos garantiza, primero, que nuestros objetos lleguen a su destino, pero además que lo harán con la mayor seguridad y cuidados. No te engañes, tu tranquilidad y seguridad valen mucho más que ahorrarte unos euros.

Todas estas compañías piratas se aprovechan de la crisis para hacer su agosto sin ningún tipo de escrúpulo y es necesario que tengamos en cuenta que no solo los daños los pagaríamos nosotros, sino cualquier tipo de responsabilidad, como pueden ser accidentes laborales o lesiones que se puedan ocasionar. De esta manera, es necesario que tengamos en cuenta varios consejos:

1º No te fíes de un precio excesivamente ventajoso con el que te ahorras casi la mitad, porque se trata de una compañía ilegal.

2º Para mayor seguridad, puedes consultar el registro de empresas dadas de alta que existe en comunidades y ayuntamientos. Si no está en la lista puedes comenzar a sospechar.

3º El presupuesto debe llevarlo a tu casa un inspector, que generalmente irá con un uniforme corporativo y el documento debe estar presentado por escrito.

4º Si en la publicidad de la empresa además ofrece servicios de fontanería, carpintería o electricista, lo normal es que sea una compañía pirata.


Para hacerte una idea, el coste de la mudanza de una casa de dos dormitorios, teniendo en cuenta que se realiza en una ciudad grande como Madrid o Barcelona sera mucho más elevado que en otras comunidades, por lo que si te ofrecen la posibilidad de realizarlo por mucho menos, de nuevo,  desconfía de su legalidad. 

Ten en cuenta estos consejos y busca siempre profesionalidad, de esta manera, evitarás sustos y tendrás la tranquilidad del trabajo bien hecho. No dejes que se aprovechen de algo tan importante como es tu hogar.

¿te parece interesante? ¡compártelo!
¿quieres un presupuesto?
otros temas interesantes
últimas entradas
Imagen de seguimiento